Viaje_eslovenia

Ruta en coche por Eslovenia y Croacia

Una de las mejores rutas en coche por Europa es la combinación entre Eslovenia y Croacia.

Son dos zonas geográficas algo inusuales, incluso olvidadas, cuando pensamos en países europeos. Siempre tendemos, principalmente en verano, a escaparnos a zonas concurridas de playa, afamadas y donde los alojamientos están por las nubes.

Paisajes esloveniaJPG
Paisajes Eslovenia

Así que, ha llegado el momento de darle a ambos países su lugar. Os desvelo los mejores puntos de interés de la ruta en coche por Eslovenia y Croacia. 

Advertencias para la ruta en coche por Eslovenia y Croacia

¿Cómo llegar a Eslovenia?

Es indiferente si comenzamos por Eslovenia o Croacia. Lo que tenéis que tener clarinete es que los vuelos a Liubliana, la capital de Eslovenia, son exageradamente caros. Es decir, para realizar esta ruta en coche tendréis que volar a Venecia o Trieste, ambas ciudades italianas, o a la capital de Croacia, Zagreb.

Hay vuelos directos desde varias ciudades españolas y aunque la distancia del punto de partida sea mayor, el presupuesto se verá reducido.

Eslovenia_vacaciones
Viaje por Eslovenia

Coche de alquiler en Eslovenia

Una vez hayáis aterrizado, lo suyo es que alquiléis un coche. No concibo esta ruta en transporte público. Sí que es cierto que desde Liubliana puedes llegar al lago Bled en autobús (mi primera vez en Eslovenia así fue), pero no os lo recomiendo.

No son grandes las distancia las que haréis en coche porque Eslovenia no es muy extensa en kilómetros. De hecho, dicen que puedes esquiar por la mañana en los Alpes Julianos y por la tarde bañarte en el mar Adriático (hora y poco es la distancia que les separa).

ATENCIÓN: una vez que cojáis el coche de alquiler, lo primero que tendréis que hacer es parar en una gasolinera eslovena y comprar la pegatina que acredita que podéis circular por el país. Creo recordar que cuesta 15 euros y es obligatoria. Si te pillan sin ella te multan. En Croacia no hay esta norma, así que podréis conducir tranquilamente.

Hoteles en Eslovenia

El tema alojamientos es como en cualquier otra ciudad europea, hay de todo y para todos los bolsillos. Por este aspecto ni te preocupes.

Croacia_viaje
Viaje a Croacia

Ruta en coche de una semana por Eslovenia y Croacia

Aunque ahora nos empiece a sonar más, Eslovenia es un país que ha pasado desapercibido de cara al turismo. Una circunstancia incomprensible sabiendo el tesoro verde del que goza (más del 50% del país está cubierto de bosque).

Día 1. Liubliana, la capital de Eslovenia

Yo a Liubliana la describiría como una ciudad de cuento en miniatura. Y es que caminar por sus calles es tan sencillo, agradable y rápido que puedes visitar la capital de Eslovenia en una mañana.

Liubliana_eslovenia
Liubliana, Eslovenia

Los puntos de interés de Liubliana que no puedes perderte son: su castillo, perfecto para subir en funicular a primera hora de la mañana y ver la ciudad a vista de pájaro, pasear a orillas del río que atraviesa la capital, hacerte una foto en el icónico Puente de los Dragones, visitar su famosa biblioteca, descansar en el parque Tívoli, degustar la gastronomía local en el mercado, cenar en alguna de sus múltiples terrazas y alquilar unas bicis y pedalear hasta el barrio underground de Liubliana, Metelkova.

Liubliana_eslovenia
Liubliana, Eslovenia

No me voy a extender más en la información sobre la capital de Eslovenia porque en su día le dediqué un post completo que podéis leer aquí.

Día 2. Lago Bohinj + cascada Savica + Mirador Vogel

lago_bohinj
Lago Bohinj, Eslovenia

El lago Bohinj es uno de mis lagos eslovenos favoritos. Sí que es cierto que Bled es mucho más impresionante, pero la soledad y tranquilidad que emana Bohinj no se compra con dinero.

Al ser más grande y no poder dar la vuelta andando, la dispersión de turistas es mayor. Cada una intentamos hacernos hueco en “playas” improvisadas para disfrutar del silencio (¡aquí existe!) y darnos un baño.

cascada_savica
Cascada Savica

Las dos excursiones que se pueden hacer desde Bohinj son: la subida a la cascada Savica (la información relativa a esta actividad está aquí) y disfrutar de un atardecer de película desde la estación de esquí de Vogel. Para acceder a las flipantes vistas desde el mirador tendréis que tomar el teleférico de Ukan.

Día 3. Ruta por Vintgar + Lago Bled + castillo

Antes de querer echarte a las gélidas aguas del lago Bled, os aconsejo que madrugéis y visitéis la garganta de Vintgar. Se encuentra a 10 minutos en coche de Bled y se trata de una bonita caminata que no os supondrá mucho esfuerzo.

Es un área protegida, así que la entrada tiene un coste (creo que eran 4 euros por persona) y hay varias restricciones sencillas de cumplir. El recorrido por Vintgar está bien señalizado, sólo tienes que seguir las pasarelas de madera.

Vintarg. Fuente: Slovenia Tourism
Vintarg. Fuente: Slovenia Tourism

A la vuelta de la caminata de Vintgar te invito a que descanses en el famoso lago Bled.

Bled, posiblemente, uno de los lagos europeos más bonitos. 

Lago_Bled
Lago Bled, Eslovenia

Tiene todos los ingredientes para ser un lago mágico. Aguas de color azul intenso, una isla en mitad del lago con una iglesia y su correspondiente leyenda, montañas alpinas de fondo, bosque verdes alrededor y un castillo en la cima de un acantilado.

¿Qué se puede hacer en el lago Bled?

Dar la vuelta al lago Bled es imprescindible. Apenas te llevará unas dos horas por un sendero sencillo y a la sombra. Podrás detenerte en las “playas” que las eslovenas habilitan para disfrutar del verano.

Muchas de ellas tienen colchonetas, toboganes, arena artificial, zona de piscinas, plataformas, inchables, etc para que las peques de la casa disfruten de un verano en el lago.

juegos_lago_bled
Lago Bled

También tienes la posibilidad de subir al castillo de Bled, cuyo patio ofrece vistas panorámicas impresionantes sobre los picos de los alpes Julianos y sobre el propio lago (la entrada al castillo cuesta 8 EUR).

castillo_bled
Castillo, Bled

Otra opción es alquilar la tradicional barca pletna y remar hasta la isla que hay en mitad del lago Bled. Es aquí donde se encuentra la iglesia barroca de Sta. María y donde podrás tocar la campana de los deseos.

Barcas_bled
Barcas, bled

Por último, te aconsejo que conduzcas durante 10 minutos hasta la villa medieval de Radovljica, considerada como uno de los monumentos históricos más importantes de Eslovenia (aparcar a las afueras para no pagar OTA).

Radovljica_slovenia
Radovljica. Fuente: booking.com

Lo curioso de esta localidad es que todo gira entorno a su plaza rectangular. 

*Antes de irnos del Parque Nacional Triglav deciros que es muy común hacer rafting en el río Sava de Eslovenia. Nosotras no lo hicimos, pero sé de muchas empresas que organizan actividades de turismo activo.  

Día 4. Cuevas Postjona + Castillo Predjama + costa eslovenia

Cuevas Postjona 

Emprendemos el camino hacia la costa, no sin antes hacer una parada para visitar las cuevas de Postjona, situadas a medio camino entre Luibliana y Piran.

Dicen que son las cuevas más visitadas y grandes del mundo. No sé si esta afirmación es cierta. Lo único cierto es que yo dentro de ellas aluciné.

Cuevas Postjona
Cuevas Postjona

Son 21 km de galerías, grutas y recovecos formados hace más de 3 millones de años. Aunque las turistas sólo recorremos 5 km y parte de ellos se transitan en tren. Una experiencia que gusta a niñas y adultas.

Cueva de Postjona Eslovenia
Cuevas Eslovenia

En este punto no me enrollo mucho más porque tengo un post donde cuento la creación de las cuevas de Postojna, su historia, los horarios y las tarifas ¡AQUÍ! 

Castillo Predjama

Justo al lado de las cuevas de Postjona se encuentra el castillo de Predjama. Nosotras no fuimos, no por nada en especial, sino que en una semana por Eslovenia y Croacia no da tiempo a todo y hay lugares que descartar.

No obstante, lo he visto mil veces en fotografías y da miedito. Está enclavado cuál chincheta, parece colgado, en una montaña.

Predjamiski_Grad,_Predjama_Slovenia-min
Castillo Predjama

Obviamente, cómo cualquier otro punto turístico de Eslovenia, para visitar la fortaleza previamente hay que pasar por caja.

Costa eslovena

Tal y como titulé en uno de mis post “Eslovenia también tiene costa”, y para muestra de ello la localidad veneciana de Piran.

Playa de Piran, Eslovenia. Adonde quiera que vaya
Piran, Eslovenia

Vale que Eslovenia sólo tenga 45 km de litoral, ¡pero lo tiene! Está bañada por el mar Adriático, aunque su ambiente playero es Mediterráneo.

La localidad de referencia, como apuntaba en líneas anteriores, es Piran. Pasear por su casco histórico es un auténtico placer y degustar pescado fresco en el restaurante Pirat una auténtica delicia.

Día 5. Entramos en Istria

Istria es la parte norte de Croacia, aunque no siempre fue así. Durante algún tiempo esta región perteneció a las provincias de Italia, adquiriendo su cultura y su lengua.

Viaje_istria
Fuente: Lonely Planet

En Istria cada lugar que visitéis tendrá algo que contaros. 

Lo principal de esta península croata es que visitéis Rovinj, Porec y Pula, pues son los pueblos de referencia. Además de sus playas y zonas del interior como Motovum.

Porec

A Rovinj y Porec les separan 34,4 km (45 minutos en coche), por lo que en un mismo día se pueden visitar ambas localidades.

playas_croacia
Playas Istria

Llevar siempre un bikini y una toalla porque en plenos pueblos hay calas. 

La atmósfera mediterránea en Porec está muy presente. Sus calles atesoran vestigios de cuántas civilizaciones la dominaron a lo largo de la historia: romanos, bizantinos, venecianos, austriacos…

Porec_croacia
Porec, Croacia

Lo más significativo de Porec es la herencia de Bizancio, perpetuada en la Basílica de Santa Eufrasia edificada en el siglo VI y declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Se trata de uno de los monumentos más hermosos del arte bizantino.

Rovinj

Rovinj fue el pueblo de la península de Istria que más me gustó. La estampa con sus casas de colores al borde del mar, coronadas por la iglesia de Santa Eufemia, hace que sea un pueblo encantador.

Rovinj_croacia
Rovinj, Croacia

Por ello, lo mejor que podéis hacer en Rovinj es callejear de arriba abajo e imaginarte el trajín de esta localidad en la época de los comerciantes venecianos, y la ajetreada vida de su puerto.

Motovum

Motovum_croacia
Motovum, Croacia

Cada cuál decide, pero yo cambio un resort de 5* en primera línea de playa por dormir en el adorable pueblo de Motovum. Se encuentra en el interior de Istria y es fácilmente reconocible por su situación estratégica, situado en lo alto de una colina y amurallado.

Así que, la opción del hospedaje puede ser en algún pueblito del interior o en la costa. Hay variedad de alojamientos, aunque no dejes la reserva para el último momento.

Día 6. Pula, la punta sur de Istria

Otro de los días en la ruta en coche por Eslovenia y Croacia podéis acercaros hasta Pula, en la punta sur de la Península de Istria.

Coliseo_pula_croacia
Coliseo Pula

Es la mayor ciudad de esta región. De hecho, fue el centro administrativo de Istria desde la Antigua Roma y lo que realmente llama la atención de Pula es su anfiteatro. Está super bien conservado y se puede ver desde fuera sin necesidad de comprar la entrada [truco para viajes lowcost]. Y es aquí, en el anfiteatro romano, donde se organiza anualmente el Festival de Cine más importante de Croacia.

Quizá no es la ciudad más bella de Istria (ya te digo que no lo es), pero tiene un legado romano que es digno de una mañana de visita. Además del anfiteatro, conserva un arco del Triunfo y el Templo de Augusto. Es decir, Pula es una visita 100% cultural que fácilmente se puede combinar con una tarde de playa.

Día 7. Excursión a las islas Brijuni

Y como colofón para el último días de ruta en coche por Eslovenia y Croacia, podéis hacer una excursión a alguna de las islas que rodean Istria.

Las islas Brijuni, Croacia
Islas Brijuni

Nosotras nos decantamos por la excursión a las islas Brijuni y, sinceramente, podíamos habernos elegido otra excursión. No es que estén mal, pero tampoco fue para echar cohetes. Eso sí, el baño que nos dimos en familia – los tres solos- en una de sus playas con restos romanos como compañía no lo cambio por nada.

Baño junto a las ruinas romanas de las islas Brijuni
Playas Istria

¡Ahí queda eso! Y la información completa en el post que escribí acerca de estas curiosas islas.

Autora

¡Hola! Soy Miryam periodista digital, blogger y creativa. Trabajo en EscapadaRural.com, me gusta la gastronomía, soy del Eibar, no pierdo la sonrisa y pertenezco a Barcelona Travel Bloggers. Mi pasión es viajar, así que si buscas recomendaciones, consejos, destinos y un poco de humor este es tu sitio. ¡Bienvenid@s!

Follow Me:
TwitterFacebookYouTube

Deja un comentario